23|11|2022

Río Negro y Neuquén buscan ganar en el río revuelto que deja Enel

23 de noviembre de 2022

23 de noviembre de 2022

Carreras y Gutiérrez suman fuerzas para peticionar al Gobierno. Quieren que las provincias manejen las represas. Negocio de 800 millones de dólares, en la mira.

NEUQUÉN (Corresponsalía Patagonia) La gobernadora de Río Negro, Arabela Carreras, y su par de Neuquén, Omar Gutiérrez, dejan atrás las diferencias de la campaña electoral 2021 y unen fuerzas en su pedido al Gobierno nacional para que no se prorroguen las concesiones de un grupo de represas en la región del Comahue. La idea es, nada más ni nada menos, que las provincias sean las encargadas de administrar un negocio que genera 800 millones de dólares por año. En ese grupo de usinas, que una y otro reclaman, se encuentra la emblemática presa El Chocón, todavía en manos de la compañía italiana Enel, que recientemente anunció la venta de todos sus activos en el país. Fuentes de los gobiernos patagónicos reconocieron la sorpresa por la jugada de las concesionarias, pero coinciden en que hay “una oportunidad” para ser partes de la transacción en manos del Estado nacional.

desPertar

Un análisis útil para enfrentar
una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

desPertar

Un análisis útil para enfrentar

una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

 

Las carteras energéticas de ambas administraciones permanecen atentas a cada movimiento del holding europeo. El desprendimiento de sus valores en la Argentina impacta de lleno al sistema energético del país y también en las gobernaciones, donde, aunque reina el silencio, rememoran los días en que el entramado estatal se encolumnó en la estrategia por adquirir el manejo de las presas, un eje de discusión en la campaña de las pasadas elecciones de medio turno.

 

Sobre todo antes de las PASO, el oficialismo del Movimiento Popular Neuquino (MPN), el sector Azul, que perdería el mano a mano con Rolando Figueroa; sumó fuerzas con Juntos Somos Río Negro (JSRN), que candidateaba al exministro de Economía rionegrino Agustín Domingo a la Cámara de Diputados, para mostrar posicionamiento sobre el tema. En defensa del federalismo y la autonomía, machacaron con la posibilidad de que se regularicen las deudas de regalías hidroeléctricas por parte de la Secretaría de Energía, antes conducida por el neuquino Darío Martínez.

 

Desde entonces, dieron pie a una comisión de análisis que tuvo a ambas legislaturas como caja de resonancia. Justamente uno de los integrantes, consultado por Letra P, blanqueó que todavía no hay postura oficial de los gobiernos, aunque analizan la situación como “una oportunidad para negociar” sobre lo que debe licitarse. “Es una oportunidad porque nadie le va a comprar a Enel sin antes renegociar la prórroga”, advirtió un legislador, con vínculos aceitados con el sector empresario y energético en la cuenca neuquina, al pedir no ser nombrado.

 

Otro de los que habló fue el representante neuquino en la Autoridad Interjurisdiccional de Cuencas (AIC), Elías Sapag. En esa entidad, donde se regula la acción sobre los ríos norpatagónicos, se expande la idea de adquirir el manejo. “Vamos a contactar a la secretaría de Energía de la Nación porque queremos ser parte de la operación de las presas del Comahue”, dijo Sapag, furioso, por los trascendidos de que Enel querría prorrogar la concesión. “¿Qué van a vender, si no son dueños?”, se quejó en declaraciones a radio Cumbre (AM 1400).

 

Además de El Chocón, hay otros negocios en juego. Las usinas de las cuencas de los ríos Limay y Neuquén que deberán ser renegociadas unos meses antes de las presidenciales 2023. Se trata de Cerros Colorados-Planicie Banderita (450 MW), Alicurá (1.000 MW) y Pichi Picún Leufú (261 MW). El mundo empresario, atento al final de los contratos, tantea sus posibilidades.

 

La salida de Enel no solo abre el sendero de un jugoso negocio en el sur del país. La prestadora Edesur, a cargo del sistema energético en la zona sur de la Ciudad de Buenos Aires y el conurbano bonaerense, es otra de las empresas codiciadas que estarán a disposición del mercado.