13|6|2022

Vidal reunió a JxC en Córdoba y también habló de Milei: "Es un tema cerrado"

La diputada sigue de gira nacional. Reunión política y discurso en la Bolsa. Elogio de la unidad y comodín electoral: “Si tengo que ser aguatera, soy aguatera”.

CÓRDOBA (Corresponsalía) En un auditorio abarrotado por casi 300 personas del ámbito político y empresario, María Eugenia Vidal logró reunir en la Bolsa de Comercio a todas las tribus de la versión provincial de Juntos por el Cambio (JxC), a la que llegó en una de las escalas de la gira por las provincias que viene desarrollando para instalar su figura a nivel nacional. En ese marco, volvió a afirmar que quiere llegar a la Casa Rosada, pero aclaró que en 2023 será "lo que tenga que ser: presidente, vicepresidente, jefa de campaña, militante o nada", y dio por "superado" el debate sobre la incorporación o no del dirigente ultra Javier Milei a la alianza opositora

 

“Si me tengo que poner la 10, me pongo la 10, pero si tengo que ser aguatera, soy aguatera. En 2023 voy a ser lo que tenga que ser: presidente, vicepresidente, jefa de campaña, militante o nada. Voy a tomar el rol que haga falta para que Juntos por el Cambio le gane al kirchnerismo”, aseguró la diputada nacional durante la charla en la que analizó el contexto político-económico que atraviesa la Argentina y el camino que debe seguir la coalición opositora para obtener el triunfo el año próximo. El detalle de las variantes enumeradas por la exgobernadora bonaerense incorporó la figura de la vicepresidencia, una opción que en algunos tinglados amarillos ven con buenos ojos, pero omitió la de una eventual postulación a la jefatura de Gobierno porteña.

 

"La presencia de María Eugenia sigue convocando. Su candidatura es un hecho auspicioso”, dijo durante la presentación Manuel Tagle, presidente de la Bolsa de Comercio de Córdoba, en alusión a la fuerte asistencia de la dirigencia política y empresarial que mostró el encuentro, muy diferente a la de una semana atrás, cuando disertó el exministro de Transporte Guillermo Dietrich. El senador Luis Juez, los diputados Mario Negri, Héctor Baldassi y Gustavo Santos, las diputadas Soher El SukariaMaría Soledad Carrizo, Gabriela Brouwer de Koning y Laura Rodríguez Machado, la senadora Carmen Álvarez Rivero, el legislador Marcelo Cossar, el exintendente capitalino Ramón Mestre y el presidente del PRO Córdoba, Javier Pretto, dieron el presente y graficaron un amplio abanico de apoyo de las fuerzas de JxC. Una foto similar había ocurrido horas antes, durante la reunión partidaria a la que concurrieron también el diputado nacional de Evolución Rodrigo de Loredo y el titular de la Coalición Cívica local, Gregorio Hernández Maqueda.

 

En representación del empresariado cordobés estuvieron algunos integrantes de la Cámara Empresarial de Desarrollistas Urbanos de Córdoba (CEDUC), como Roque Lenti, presidente de GNI; Fernando Reyna, socio del Grupo Edisur; César Martínez, presidente de Grupo Betania; y Martín Teicher, director de Grupo Elyon.

 

También dijeron presente Juan Carlos Rabbat, fundador de la Fundación Universidad Empresarial Siglo 21; José Alberto Rabbat, director del Colegio Universitario IES; el empresario estacionero Luis Pavone y Sergio Roggio, quien dirigió durante cuatro años la Fundación Mediterránea y cuenta con emprendimientos turísticos y gastronómicos en la provincia. Los ministros Osvaldo Giordano (Finanzas) y Facundo Torres (Gobierno) asistieron en nombre del gobierno provincial.

 

La exposición de Vidal fue precedida también por unas palabras del expresidente del BCRA durante la gestión de Mauricio Macri y actual asesor del Instituto de Investigaciones Económicas de la Bolsa, Guido Sandleris. El economista planteó el actual escenario como "la fantasía kirchnerista", la cual definió como la fórmula de gastar más de lo que se genera. "Esto deviene en una economía estancada, inflación creciente y reservas del Banco Central agotadas", dijo. Seguidamente, aseguró que la inflación para este año será del orden del 70%. "El Gobierno no va a lograr que sea menor que eso", pronosticó.

 

Sobre esos conceptos, la diputada planteó un discurso ordenado a partir del número tres. Señaló que los tres desafíos que tiene JxC son la unidad, explicitar un proyecto de país y consolidar el proyecto de poder. “El Frente de Todos está roto, nosotros no. Juntos por el Cambio lleva tres elecciones con un piso del 40%”, dijo y enfatizó: “en 2023 necesitamos ganar arrolladoramente”.

 

“En 2023, si me tengo que poner la 10, me pongo la 10, pero si tengo que ser aguatera, soy aguatera"

En ese contexto, la polémica que envuelve a JxC por una eventual alianza con Milei surgió también en la reunión en la Bolsa. Consultada por alguien del auditorio, Vidal manifestó: “Mi posición personal no importa mucho. Soy parte de un espacio conformado por cuatro partidos que ha definido que cualquier incorporación, ya sea Milei o de cualquier otra persona, se hace por unanimidad. Somos un espacio institucionalizado. Será Juntos por el Cambio el que defina. Para mí es un tema cerrado que no tiene que ver con las prioridades de los argentinos. Es un tema superado”.

 

Vidal además planteó los tres desafíos programáticos de la coalición: un plan económico a largo plazo. educación y situación social. “Tiene que haber un plan a 10 años que sirva para derrotar la inflación, no un plan que sea para zafar”, aclaró.

 

Por último, postuló que las tres condiciones políticas necesarias para ganar el año próximo son la generación de empleo, una épica y ejemplaridad. “Para poder gobernar con éxito tenemos que ser ejemplares. No hay margen para gobernar en una sociedad que piensa que la política vive mejor que el resto, con privilegios y ganancias más altas. La política tiene que cortar sus privilegios y sus costos hasta que duela”, propuso.

 

“Estoy convencida de que si hacemos todo esto, no solo vamos a ganar en 2023, sino que vamos a ser la generación que con audacia, empatía y coraje empezó a transformar a Argentina”, cerró.