02|7|2022

¿Tajaí? El Frente Renovador santafesino, a la espera de que Massa active

20 de mayo de 2022

20 de mayo de 2022

La dirigencia renovadora local ensancha la avenida del medio y apuntala la gestión. El plenario provincial, después del nacional.

SANTA FE (Corresponsalía) El Frente Renovador tuvo unas últimas semanas intensas en esta provincia. La foto política de mayor impacto congeló un encuentro entre el máximo referente del espacio, Sergio Massa, y el gobernador Omar Perotti. La cita con el presidente de la Cámara de Diputados fue una continuación de la reunión que el primer mandatario provincial mantuvo con legisladores nacionales, ministros locales e intendentes con el eje puesto en seguridad; y el tono, aseguran desde ambos lados del escritorio, fue meramente institucional: un respaldo desde el Congreso para lograr rápidamente el ok de la Cámara baja al proyecto de ampliación de la Justicia Federal en Santa Fe. Y es que el massismo quiere anular cualquier tipo de ruido que pueda generar más fricciones en la guerra interna del Frente de Todos a nivel nacional. Sin embargo, el rio suena.  

 

En el marco de especulaciones sobre hacia dónde se mueve la dirigencia renovadora y cuánto se ensancha la amplia avenida del medio, no pasaron desapercibidas para el peronismo santafesino las últimas fotos del espacio en la provincia. La cúpula mayor local protagonizó una postal importante con la vuelta del tren de cercanía que une Rosario con Cañada de Gómez. Allí estuvieron el Secretario de Transporte de la Nación, Diego Giuliano, la diputada Vanesa Massetani, una de las principales armadoras del espacio, y el diputado provincial Oscar Cachi Martínez. Le siguió la designación de Roberto Meli al frente de la delegación santafesina del Ente Nacional de Obras Hídricas de Saneamiento (Enohsa) y la visita del ministro Alexis Guerrera, quien encabezó en la ciudad de Rosario la reunión del Consejo Federal Hidrovía (CFH). Los massistas se muestran como garantes de acuerdos de gobernabilidad, a punto con la gestión -  tanto nacional como provincial - pero también protagonizando acciones de impacto en el territorio, y cumpliendo la directiva que bajó Massa a fin del año pasado: poner segunda y avanzar en la construcción del espacio.

 

Ya desde la prepandemia, el presidente de la Cámara de Diputados impulsa una mayor expansión para robustecer el armado local. La llegada del peronismo a la Casa Gris en 2019 había generado expectativas para el sector, pero finalmente el FR no logró colar presencias en el gabinete de Perotti y se enfriaron las relaciones con el oficialismo, que se mantuvieron distantes hasta estos meses, en los que ya se asoma 2023.  A nivel local, el partido formalizó autoridades a principios de 2020, cuando el rosarino José Lattuca quedó como presidente. Las elecciones intermedias del año pasado, marcaron una especie de hito, porque en Rosario logró una banca el periodista Lisandro Cavatorta, primo de Giuliano, y que fue símbolo de un principio de acuerdo entre el FR y el perottismo.

 

“El Frente Renovador es parte integrante y fundadora del Frente de Todos, con lo cual nuestra tarea está siempre en que la gestión tanto nacional como provincial puedan estar a la altura de lo que la gente necesita. Hoy el Ministerio de Transporte de la Nación tiene una gran relevancia. Hablamos de trenes, de las obras circunvalar, de la SUBE, hasta el control de vías navegables. Y que yo esté en este lugar, que es sensible, muestra que en la provincia estamos reconocidos como sector, como espacio”, le dijo Diego Giuliano a Letra P.

 

La cartera de Transporte quedó en el ojo de la tormenta con los reclamos de las provincias a la Nación por las diferencias en los subsidios al funcionamiento de los colectivos urbanos. El conflicto fue eje central de críticas en el discurso de apertura de sesiones legislativas, en el pasado 1° de mayo y se recrudeció con las medidas de fuerza impulsadas por la UTA.

 

“Los subsidios prácticamente había sido eliminados durante la gestión Macri, nosotros hemos hecho un esfuerzo muy grande, triplicamos los subsidios al interior, aun cuando este año no tuvimos presupuesto porque fue rechazado por la oposición”, contesta Giuliano a las críticas.

 

Mientras se atajan penales de gestión, desde la conducción del Frente Renovador Santa Fe adelantan que la constitución de un plenario provincial está en agenda, pero sin fecha. El objetivo es armar una mesa para discutir cuál es el proyecto político, qué alianza van a integrar y qué tiene cada uno para aportar. Pero para mayor movimiento local, primero habrá que esperar que se muevan las fichas en Buenos Aires. A principios de marzo, el FR tenía previsto la realización de un congreso nacional en Mar del Plata, como respuesta  a un pedido también de la dirigencia del interior con ganas de salir a la cancha. Sin embargo,  primero se pospuso y ahora se frizó de manera indefinida, por lo menos hasta que baje la espuma de la interna oficialista.