25|11|2022

Figueroa pide tiempo y pone en cámara lenta su salida del MPN

23 de septiembre de 2022

23 de septiembre de 2022

El candidato a gobernador de Neuquén reclamó una semana para decidir si competirá en la interna o jugará por afuera. Nuevo reclamo de transparencia. 

NEUQUÉN (Corresponsalía Patagonia) El diputado Rolando Figueroa, una de las principales figuras del Movimiento Popular Neuquino (MPN) y aspirante a competir por la gobernación en 2023, pidió una semana a la dirigencia que lo acompaña para definir si rompe o no con el partido que lo apañó en toda su carrera política. Lo hizo en una reunión con 500 integrantes de su espacio, en Plottier, a quienes les suplicó tiempo para requerirle a la conducción de su partido que se garantice una interna “transparente” el 13 de noviembre. “Lo que estamos buscando es que el árbitro sea independiente de la elección, entonces sí vamos a jugar. Todavía tengo la esperanza de que me aseguren una interna transparente aprobando los 20 puntos que presentamos a la Junta de Gobierno”, se quejó.

desPertar

Un análisis útil para enfrentar
una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

desPertar

Un análisis útil para enfrentar

una realidad desafiante

Recibilo todas las mañanas en tu mail

 

“Evidentemente la palabra transparencia hoy incomoda al sector Azul, pero la sociedad neuquina está pidiendo transparencia no solo en la política sino también en la administración de los recursos”. Las declaraciones de Figueroa que circularon este viernes tras el encuentro enrarecen un poco más la definición de candidaturas dentro y fuera del MPN, que por ahora solo tiene anotado al vicegobernador Marcos Koopmann para la interna partidaria.

 

Alta expectativa generaba la reunión en la ciudad vecina de la capital. Como sucede en diversas regiones, Figueroa congregó su equipo para limar detalles camino al proceso electoral del MPN, del que se muestra cada día más reticente si no existe un cambio en las reglas de juego. Para el jefe de la lista Violeta, son necesarias garantías para participar de una elección. Si no hay acuerdo, tiene respaldo de ir por fuera.

 

En el documento, el MAPO considera que no están dadas las condiciones mínimas de transparencia en el proceso electoral emepenista y que las únicas garantías estarán dadas en el marco de unas PASO o en las elecciones generales. Como describió Letra P, el diputado centró la campaña en este espacio de pensamiento disidente a Sapag en el partido patagónico que busca retornar a los primeros planos. Luego del encuentro, en un extenso comunicado en el que se repasó la acción para “pedir democracia en el MPN”, las figuras de referencia de la agrupación citaron los 20 puntos que se presentaron antes de la renovación de autoridades.

 

“La Junta de Gobierno es Azul, la Convención Partidaria es Azul y la Junta Electoral es Azul. Las autoridades de mesa serán azules, podemos decir entonces que han delimitado un territorio electoral Azul donde la diversidad ideológica y partidaria no tienen cabida ni garantías para expresarse. El acuerdo firmado entre los sectores Azul y Azul y Blanco no representa la unidad, es un acuerdo de cúpula sectorial”, redactaron con pluma crítica respecto del acuerdo del sector que lideran el gobernador Omar Gutiérrez y su antecesor Jorge Sapag con la agrupación de Guillermo Pereyra y Marcelo Rucci. “El partido está cerrado. La línea Azul ejerce el monopolio del partido. Un espacio hegemónico que impide la participación no es MPN”, denunciaron.

 

Antes de estas afirmaciones, Pereyra, el histórico dirigente del Sindicato de Petróleo y Gas Privado de Río Negro, Neuquén y La Pampa, de dilatada trayectoria en el MPN, le reclamó la banca en la Cámara de Diputados a Figueroa. "Que juegue dentro del partido o que no vuelva nunca más", le advirtió en coincidencia con el planteo realizado por Ana Pechen, exvicegobernadora en los dos mandatos de Jorge Sapag al frente del Ejecutivo.

 

"Si es afiliado, juega dentro del partido, y si no, no puede nunca más volver", le advirtió el jerarca petrolero que fundó la Agrupación Azul y Blanca y que delegó en Rucci la conducción del gremio más importante de la Patagonia.

 

Hasta el 13 de octubre, límite de la presentación de listas para la interna, hay tiempo en el MPN. Todo indica -como lo anunció- que Figueroa se definirá mucho antes. Cuando lo haga, su suerte estará atada al camino que defina, sea en alianza con el panperonismo, o en soledad con lo que cosechó desde el llano.